Animales

Cómo enseñar a mi perro a dar la pata

Pin
Send
Share
Send
Send


Lo primero que necesitas para saber cómo enseñar a un cachorro a darte su patita, es que tu perro aprenda a sentarse. ¡Esta es una de las lecciones más básicas! Una vez tu perro domine la orden de sentarse, esta nos servirá de base para pedirle la pata.

Para enseñar a tu perro, ¡prepara un buen puñado de golosinas! Si has llegado a la lección de la patita, significa que ya tienes algo de experiencia en la educación canina, por lo que ya sabes lo importante que es el refuerzo positivo y hacer que tu perro se sienta cómodo mientras aprende.

Ahora tendrás que elegir la palabra clave que utilizarás para enseñar a tu perro esta lección. Recuerda, debe ser corta, concisa, clara y diferente a otras palabras utilizadas en órdenes distintas. Por ejemplo, puede ser “pata” o “patita”.

Método para enseñar a tu perro a dar la pata

  1. Pide a tu perro que se siente. Recuerda que debe dominar esta orden para aprender la que queremos enseñarle ahora.
  2. Una vez esté sentado, coge su pata al tiempo que dices la palabra clave elegida, alto y claro. Justo después, dale una golosina.
  3. Por ahora tu perro no sabe hacerlo, tendrás que coger tú su pata diciendo la palabra clave. Tu perrete poco a poco aprenderá a asociar la palabra con el gesto.
  4. Harán falta varias repeticiones, pero antes de lo que piensas podrás decir sólo la palabra, ofreciéndole a tu perro la mano, y él mismo levantará su patita para dártela. Eso sí, esperando una golosina a cambio.
  5. Con la práctica, podrás retirar las recompensas y tu perro te dará la pata sin premio.

Consideraciones para enseñar trucos a un perro

Ya sabes cómo enseñar a un cachorro a enseñar la pata, pero ahora te vamos a dar ciertos consejos que te servirán no sólo en este aprendizaje, sino para todos los aspectos de la educación de tu mascota:

  • No te excedas en el tiempo de adiestramiento. Unos 10 – 15 minutos al día son suficientes, incluso algo menos si es un cachorro. Si es más tiempo, tu perro se cansará y perderá el interés.
  • Busca siempre momentos en los que el perro este contento, relajado y receptivo para aprender.
  • Utiliza el refuerzo positivo y además felicita siempre verbalmente a tu mascota cuando haga las cosas bien. No castigues sus fallos.
  • La paciencia es la clave, no pierdas los nervios. Aprender lleva tiempo, sé comprensivo con tu perro.
  • Practica a diario las lecciones nuevas y con algo menos de frecuencia las aprendidas hace tiempo para que no las olvide.
  • El aprendizaje es progresivo: comienza por lo más básico y poco a poco podrás incrementar la dificultad de las lecciones. No pases al siguiente truco si tu perro aún no domina la orden que estás enseñándole.
  • A la hora de introducir nuevas enseñanzas, hazlo de una en una. No mezcles cosas nuevas ¡o se hará un lío!
  • Ten cuidado de no sobrealimentar a tu perro. Las golosinas para perros son un refuerzo positivo excelente, pero no te excedas o podría acabar sufriendo obesidad. Alterna los premios comestibles con caricias o juguetes y utiliza premios fraccionables para no cebar a tu perro.

¡Nos parece genial que quieras enseñarle a tu perro lecciones nuevas! La educación canina mejora su agilidad física y mental, le hace feliz y además mejora su comportamiento y vuestro vínculo! Seguid mejorando cada día.

Trucos para enseñar a un perro

Todos los cachorros (e inlcuso perros adultos) tienen la capacidad de aprender. Esto lo puedes tener por seguro. Es cierto que algunos perros aprenden más rápido que otros, pero con constancia y cariño tu mascota aprenderá seguro.

Lo primero que tienes que tener claro es que debes tener paciencia. No te desesperes si tu perro no aprende en las primeras sesiones. Si te frustras, tu mascota lo notará y se agobiará. Aprender debe ser divertido para los dos:

    Sesiones de entrenamiento cortas: Busca un lugar tranquilo en el que estéis en silencio y evita todas las distracciones posibles. La sesión de entrenamiento del perro debe durar entre 5 y 10 minutos, nunca estés más de 15 minutos. Solo conseguirás agobiar a tu perro. Eso sí, puedes practicar entre dos y tres veces al día compensando juegos, paseo y com >

Prepara una buena dosis de golosinas

Ya sabes que en el mercado hay una gran variedad de chucherías, pero ten cuidado de no sobrealimentar a tu perro. Siempre es importante evitar la obesidad. Busca siempre golosinas que puedas partir en trocitos pequeños.

Si te gusta la cocina, también tienes la opción de preparar a un perro unas deliciosas cookies. ¡Ñam, ñam!

Elige la palabra y el gesto adecuado

Toda orden debe ir vinculada a una palabra. Lo ideal es que sea una sola. En este caso, la más lógica sería "pata". También, ten cuidado y usa siempre la misma mano. Si las alternas podrás confundir a tu perro. Además, después de enseñarle a dar una pata, puedes empezar con la otra.

También puedes utilizar otras palabras como pueden ser "saluda" o "chócala".

Cómo enseñarle a mi perro dar la pata

Método 1

  1. Ordena a tu perro a que se siente y cogiéndole la pata al mismo tiempo que dices la palabra de la orden. Utiliza siempre un tono de voz agradable.
  2. Justo después, le das una golosina.
  3. Al principio, tu mascota te mirará con cara de no estar comprendiendo nada. Seguro que sabes a que expresión me estoy refiriendo. No pasa nada, es completamente normal.
  4. Repite el ejercicio utilizando el mismo método para que lo recuerde.
  5. No te excedas con las sesiones de entrenamiento, deben ser cortas.

Método 2

  1. Coge un trocito de golosina y deja que tu perro la olisquee.
  2. Luego, con la chuchería dentro, acerca tu mano a un lado de su hocico.
  3. Lo más normal es que tu cachorro intente abrirte la mano con su pata.
  4. Justo cuando tu perro lo intente, abre la mano y deja que tu perro coma la golosina.
  5. No todos los perros van a actuar de este mismo modo aunque es preferible utilizarlo para fomentar la inteligencia del perro y el autoaprendizaje.

Para los dos métodos recuerda siempre de felicitar a tu mascota cada vez que realice la acción.

Vete dejando las golosinas

En cuanto haya repetido de manera correcta la orden unas cuantas veces, elimina las golosinas (o al menos intenta no basar todo el proceso de adiestramiento en ellas). Utiliza el refuerzo con caricias y halagos, también son válidas ¡y a tu perro le encantarán!

El siguiente paso ya será ver si tu mascota obedece la orden sin falta de tener que reforzar el comportamiento. No obstante, de vez en cuando siempre es bueno que refuerces el aprendizaje, por ese motivo te aconsejamos dedicar un rato al día (o cada unos días) a practicar trucos ya aprendidos.

Si le has enseñado con a dar la pata derecha, todavía te queda la izquierda. En este caso, hay personas que utilizan palabras más largas. Por ejemplo, "¿Qué tal estás?" o "¡Choca esos cinco!" sé creativo y diviértete con tu mascota.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo enseñar a mi perro a dar la pata, te recomendamos que entres en nuestra sección de Educación básica.

¿Cómo enseñar a mi perro a dar la pata?

Todos los perros pueden aprender. Con algunos perros puede llevar más que otros, pero dedicándole tiempo y cariño tu perro seguro aprenderá.

El primer punto que debes saber es que debes ser paciente con tu perro. Si tu perro no aprende en las primeras sesiones, lo cual es normal, no te pongas nervioso ni te frustres, ya que esto el perro lo notará y se sentirá mal. El adiestramiento del perro debe ser un momento divertido para los dos.

Otro punto a destacar es que las sesiones de adiestramiento deben ser cortas en un lugar tranquilo, sin ruidos para evitar posibles distracciones.

Las sesiones de adiestramiento deben durar entre 10 y 15 minutos, no deben durar más ya que de esa forma cansarás a tu perro. Puedes realizar dos o tres sesiones al día con intervalos de tiempo.

Comenzando con el ejercicio

Para llevar acabo el ejercicio, necesitaremos una gran cantidad de golosinas y seguir los pasos que te mencionamos a continuación.

  1. Llama a tu perro, cuando esté tranquilo agáchate y pídele que te de su pata, una vez que te dé la pata le das una golosina a modo de premio. Este ejercicio lo repetirás varias veces.
  2. Le mostrarás una golosina a la altura de su nariz para que pueda verla y le extiendes la mano para dársela, pídele que te de la pata y cuando la pata del perro esté en el aire le das la golosina. Si intenta comer la golosina sin darte la pata, cierra tu puño para que no pueda comerla. Si pone la pata encima de tu puño, entonces le puedes dar su premio.
  3. Repite estos últimos pasos unas 20 veces al menos, hasta que el perro te de su pata fácilmente.
  4. Estira tu mano, pídele que te de la pata, y espera, ni bien levante su pata le darás la golosina.
  5. Practica el ejercicio en lugares diferentes. Si al cambiar de ubicación, el truco no funciona, deberás seguir su entrenamiento en donde comenzaste con pocas distracciones hasta que el perro este listo.
  6. Si tu perro no te da su pata, debes seguir practicando. Repite el ejercicio cuando tu perro se encuentre tranquilo, es importante repetirlo varias veces sin cansar o aburrir al perro.

A continuación te dejamos un video sobre como enseñar a tu perro a dar la pata

No olvides que el adiestramiento es un juego de aprendizage entre tu perro y tú.

Y a ti que te ha parecido el artículo te ha sido útil?

Otra forma de lograr que tu mascota te dé la pata

Si a pesar de la insistencia no lograste convencer a tu mascota para que haga el truco, prueba de esta otra manera:

  • Siempre con el perro sentado frente a ti, extiende la mano hacia él sujetando una golosina entre el pulgar y la palma.
  • Luego de husmear y olfatear, seguramente el animal tocará tu mano con su pata. En ese momento, debes darle una golosina pero con la otra mano.
  • Reitera este procedimiento hasta que tu mascota te de la pata de manera automática cada vez que le acercas tu mano.
  • A med >Y, mientras tanto, mantén el premio que le das con la otra mano.

Entrenado o no, un perro siempre será hasta cierto punto él mismo.
-Carol Lea Benjamin-

A la tercera va la vencida

También puedes probar con esta otra opción:

  • Con el perro sentado frente a ti, extiende la mano hacia él con el puño cerrado y escondiendo en él una golosina.
  • Anima a tu mascota a que consiga la golosina. Gran parte de los perros, ante esta situación, intentan abrir la mano de sus amos con la pata.
  • Abre tu mano y deja que agarre su premio.
  • Felicítalo por su logro.
  • Repite la acción varias veces.
  • Añade la orden verbal que prefieras antes de que consiga su golosina.
  • Reitera la rutina pero con la mano abierta.

Datos para tener en cuenta

Recuerda también estos consejos:

    Utiliza siempre la misma orden. No lo confundas ni le cambies las reglas del juego en mitad del part >

Enseñarle distintos trucos a tu mascota es, sin duda, una experiencia enriquecedora tanto para ti como para el animal y presenta una serie de ventajas. Entre ellas:

  • Reforzar tu rol de líder ante tu mascota.
  • Estimular la inteligencia de tu perro.
  • Acrecentar el vínculo con tu amigo peludo.
  • Trabajar el tema de la obediencia.

La importancia de que tu perro aprenda divirtiéndose

Recuerda que cada perro es un mundo y que no todos aprenden de la misma manera. Así que, no desesperes si las cosas no resultan de inmediato. El tiempo que dedicas a enseñarle a tu perro diversas órdenes y trucos debe estar, entonces, asociado a momentos placenteros y de juego.

Cuanto más divertido sea el entrenamiento, más fácil y rápido aprenderá tu mascota.Tomando como base el refuerzo positivo, a la hora de adiestrar a tu mascota recuerda que es algo de fácil comprobación que toda conducta que es recompensada tiende a repetirse.

Y que aquellas que ignoramos suelen desaparecer.

Así lograrás que tu peludo aprenda a dar la pata y otra infinidad de trucos más rápidamente y con mayor felicidad.

Pin
Send
Share
Send
Send